Press "Enter" to skip to content

Un poco de historia

[Transcripción del artículo publicado por la Asociación de Bibliotecarios de Navarra (ASNABI), en el número 11-12 (diciembre de 2001) de la Revista TK]

La revista de poesía «Río Arga» (1976-2001)

La revista navarra Río Arga cumple ahora sus bodas de plata con la poesía y está a punto de aparecer el número 100, con lo que, al parecer, y mientras nadie nos convenza de lo contrario, es hoy la decana de las revistas de poesía en castellano publicadas, sin interrupción, en toda España.

Origen y objetivos

En el origen está Hilario Martínez Úbeda, pamplonés, periodista, propietario de un club en la calle Jarauta, pastor de ovejas en Palestina, autor de un larguísimo poema que nunca comenzó, lector nocturno y dormidor de día, místico y humilde, poeta a su manera, editor por fin de las Glosas a la ciudad, de Ángel María Pascual, con quien le unían vínculos profundos, en la editorial Morea que puso en marcha el año 1963. Hilario -¡cuántas bromas y versos le hacíamos con su nombre!- consiguió de sus buenos amigos Ángel Urrutia, José Luis Amadoz y Jesús Górriz que coavalaran un préstamo bancario; los dos primeros publicaron varios libros de poemas en la flamante editorial.

Andando el tiempo trabaron amistad con Jesús Mauleón y Víctor Manuel Arbeloa, compañeros de tertulias, recitales, programas de radio, etc. y de ahí nació la idea de la revista, viejo sueño de Hilario, pero que sólo se convirtió en proyecto cuando a finales del año 1975 el director de la Caja Municipal de Ahorros de Pamplona, Miguel Javier Urmeneta, dio el visto bueno para la financiación dentro de la obra social-cultural de la entidad. No quisimos desde el comienzo -y ya eran tiempos propicios para no intentarlo- depender directamente de ningún poder político. Fue uno de los mayores aciertos.

El 25 de junio de 1976 se firmaba en la Caja Municipal el acuerdo de apoyo y subvención a la revista de poesía «hasta el bien máximo de 125.000 pesetas«.

Se llamó Río Arga por obvios motivos literarios y locales.

En diciembre de ese año aparecía el primer número y de él se tiraron 500 ejemplares, con 37 páginas de texto. Desde el número 3 ya eran 800 los ejemplares, hoy sobrepasados sólo en suscripciones, mientras las páginas han sido habitualmente las mismas. La periodicidad también ha seguido siendo trimestral.

El primer director fue el poeta Ángel Urrutia Iturbe, nacido en Lecumberri y residente en Pamplona, al no haber accedido a serlo el bueno de Hilario, que al final no quiso tampoco figurar en el Consejo de Redacción formado a primera hora por José Luis Amadoz, Víctor Manuel Arbeloa, Jesús Górriz y Jesús Mauleón.

En la presentación del número, presentado en Pamplona y en Tudela, Miguel Javier Urmeneta escribía:

«Me alegro que aparezca Arga ahora. Ahora es cuando hace falta la poesía porque Navarra ya está en democracia […] También yo espero esperanzado a los poetas navarros«.

Los propósitos del primer Consejo rimaban bien con los ideales y significados de aquellos días: libertad, valores espirituales, función social de la cultura… En cuanto a métodos y procedimientos, un adelanto esencial, que sería norma [de] normas hasta hoy: «en la publicación de poemas no habrá otras limitaciones que las de espacio y de una calidad estética suficiente e irrenunciable«.

Nacía pues la primera revista de poesía con una larga continuidad en Navarra, propiedad de una entidad financiera, que dejaba total y generosamente la dirección y redacción en manos de un grupo de poetas conocidos y amigos, sin imposición y ni siquiera predominio de géneros, estilos, escuelas, influencias, etc.

En torno a la revista hemos ido llevando a cabo durante todo este tiempo, especialmente cuando la realidad cultural en Pamplona y Navarra no era la que es hoy, proyectos colaterales como tertulias, conferencias, recitales poético-musicales, visitas y lecturas en escuelas y colegios, lecturas en cafés y salas de cultura, recitales en las rondas organizadas por el Gobierno de Navarra, conmemoraciones de poetas en el Ateneo, homenajes a poetas en sus pueblos de origen (a Ángel Martínez en Lodosa, a Zuza en Irurozqui, a Urrutia en Lecumberri, a Iribarren en Aoiz, a García Villoslada en Los Arcos, etc.), concursos literarios, programas de radio, edición de libros, etc.

La estructura de «Río Arga»

A la dirección de Ángel Urrutia siguió la de otro fundador, Jesús Mauleón, y tras él, dos nuevos miembros en el Consejo de Redacción, el profesor y crítico Tomás Yerro y el poeta Juan Ramón Corpas (incorporados, respectivamente, los años 1985 y 1984), tocándome a mí el turno en este momento. Antes aún que esos dos nuevos valores se incorporaron al Consejo los jóvenes poetas Salvador Muerza y Fernando Luis Chivite, y en los años siguientes Maite Pérez Larumbe, Juan Gracia, Blanca Gil, Alfonso Pascal, y el profesor y crítico Carlos Mata.

La mayor parte de la revista, como es natural, está dedicada recoger poemas, que casi siempre son enviados por los autores, navarros o no. Cada vez menos, si no es en casos extraordinarios pedimos poemas a los autores, por importantes que sean. Uno de esos casos será el número centenario. Y rara vez ya incluimos poemas premiados en certámenes navarros o de poetas navarros premiados fuera de Navarra. Ha sido tal vez un pequeño abuso el que algunos poetas hayan adscrito a menudo sus poemas a libros en preparación o imaginarios, y hemos decidido prescindir de esa inútil referencia.

Todo esto no quiere decir que la revista no haya tenido el honor y el contento de publicar poemas de Octavio Paz, Nicanor Parra, Ernesto Cardenal, Eduardo Carranza, Luciano Luisi, Enrica Salvareschi, Carmen Conde, Gabriel Celara, Victoriano Cremer, Leopoldo de Luis, Lorenzo Gomis, Antonio Gala, Félix Grande, etc., etc.

Un día escribieron en la sección «Ribera de los poetas noveles» muchos que ya dejaron de serio, y casi siempre ha habido y hay poetas muy jóvenes en nuestras páginas. Un número reciente estuvo dedicado a poetas jóvenes de Pamplona.

La revista publica habitualmente estudios sobre la poesía y sobre poetas, especialmente navarros, desconocidos, poco conocidos y hasta contemporáneos muy conocidos.

También algunas prosas poéticas, cuentos breves y algunos aforismos. De un modo u otro hemos recordado la obra de casi todos los poetas navarros conocidos hasta hoy mismo: últimamente los poetas, un día colegas y colaboradores nuestros, Ángel Urrutia, Ricardo García Villoslada, José María Pérez Salazar y José Iribarren.

También hemos rendido homenajes, con un motivo u otro, a poetas como Borges, Espriu, Otero, Bergamín, Juan Ramón, Aleixandre, Lorca, Alberti, Foix, Guillén, Vinyoli, Gerardo, Dámaso, Brossa, Hierro, Valente…

No falta tampoco desde el comienzo, aunque ahora con mayor contención, una mención de obras de poesía y de literatura general publicadas en Navarra, así como de los principales premios locales y de los poetas ganadores de los mismos o de otros muchos en el ancho mundo.

Miguel D’Ors, Charo Fuentes, Tomás Yerro, y ahora mismo el catedrático de literatura de la Universidad de Navarra, Ángel Raimundo Fernández en un grueso volumen, han estudiado pormenorizadamente la revista Río Arga y a esos trabajos puede acudir confiadamente quien busque la mejor información (1).

Ilustradores y diseño

Río Arga no ha sido nunca una revista polémica ni polemizadora, no ha buscado modelos en ninguna parte, ni favores del poder, ni el lustre de firmas ilustres -tantas veces puro cuento-, ni ha querido ser coto de nadie ni de nada, como alardean algunas revistas del género, escritas por una sola firma, o convertidas en álbumes de fotos y pasatiempos de los fundadores. Nuestro estilo severo y constante se parece, por ejemplo, sólo que un poco más ameno, y menos teórico, al Courrier du Centre Internationale d’Études
Poétiques de Bruselas.

Ángel Urrutia, nuestro primer director y el mejor conocedor de las revistas de poesía, entonces más exigentes que ahora, eligió el modelo limpio, claro, austero, de revista sin amazacotamientos ni amontonamientos de poemas, nombres, páginas y.letras, como suele ser habitual e irrespirable; con pocas y fijas secciones, de ritmo regular e implacable.

Parte muy importante de nuestras ediciones son las ilustraciones y los ilustradores, que hemos buscado por toda Navarra y por toda clase de estilos de dibujo.

Si, según nuestros críticos, todos los poetas navarros de alguna entidad han escrito o escriben en Río Arga, extremo que como actual director no debo comentar, sí puedo decir que todos los pintores y dibujantes valiosos navarros han ilustrado alguna vez nuestra revista. Y, si falta alguno, es porque o no ha querido participar o nosotros nos hemos olvidado involuntariamente de pedírselo. En la lista que publica Ángel Raimundo en su libro cuento 64 ilustradores, desde Rafael Alberti hasta Felix Zarraluqui. Para nosotros no hay mejores ni peores, más o menos importantes: todos son nuestros amigos, todos han colaborador a hacer la revista mejor.

Nuestra vivencia, no sólo supervivencia, durante veinticinco años se debe a todo esto que tan brevemente he tenido que resumir. No voy a citar, siguiendo una piadosa tradición, ningún verso ni prosa célebres. Digamos sólo que lo dicho al comienzo de la Caja Municipal de Ahorros de Navarra tenemos que decir en este momento de la Caja de Ahorros de Navarra.

Proyectos también tenemos algunos. Pero pertenecen ya al futuro.

Pamplona, 15 de octubre de 2001
Víctor Manuel Arbeloa,
Director de Río Arga
(1997-2007)

Notas.-

  • d’Ors, Miguel (1980). Diputación Foral de Navarra, Dirección de Educación,, ed. Aproximación histórica a la poesía navarra de la posguerra. p. 21. ISBN 978-84-235-0494-7. 
  • Fuentes Caballero, Charo; Yerro Villanueva, Tomás (1988). Cifur Mayor, ed. «Río Arga», revista poética navarra (estudio y antología). p. 280. ISBN 978-84-404-2452-5.
  • Fernández González, Ángel-Raimundo (2002). Río Arga y sus poetas. Pamplona: Príncipe de Viana (Gobierno de Navarra). p. 444. ISBN 84-235-2171-0.
  • Fernández González, Ángel Raimundo (2002). «Revistas literarias navarras «Río Arga» (Revista de poesía)». Ejemplar dedicado a: Revistas literarias y literatura del siglo XX. Monteagudo: Revista de literatura española, hispanoamericana y teoría de la literatura (7): 125-134. ISSN 0580-6712
Asociación Grupo Río Arga de Poesía

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar» estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar